Un campeón de ajedrez se convierte en el multimillonario más joven de la India

A veces, no hace falta tener un MBA o muchos ingresos para llegar a ser multimillonario. En ocasiones, puede que todo lo que se necesita aprender sobre los negocios resida en un tablero de ajedrez. Es el caso de Nikhil Kamath, un emprendedor de éxito de 34 años que, mucho antes de ‘Gambito de Dama’ pusiera de nuevo de moda este deporte, él lo dominaba al completo. De hecho, llegó a ser el campeón de varios torneos en la India antes de ser un niño prodigio en la escena internacional. Una experiencia que, en sus palabras, le sirvió para demostrarse a sí mismo que aplicando la estrategia adecuada, se puede triunfar en los negocios.

Kamath había dejado la escuela a los 14 años para poder dedicarse a tiempo completo. “El ajedrez te enseña cómo trabajar bajo una estructura, en un sistema, pero aún así trata de ser creativo dentro de ese sistema”, explica en este artículo de CNBC. Tres años después, tras haber jugado al ajedrez internacionalmente pero no tener una carrera profesional como tal, de pronto se dio cuenta de que necesitaba reinventarse. Inspirado por su hermano mayor, Nithin, decidió dedicarse al comercio de acciones y aprendió por sí mismo sobre la marcha. Tenía 17 años.

“Nadie me iba a contratar sin un título universitario, lo que significaba que tenía que hacer algo que no requiriera uno”, explica Kamath. Por suerte, el negocio empezó a ir viento en popa desde muy pronto y los hermanos ya conseguían más clientes que su esfera de familiares y amigos. Sin embargo, en el camino encontraron que el sistema era demasiado complejo. “El problema hace 11 ó 12 años era que los costes eran muy altos. Los honorarios de corretaje eran increíblemente altos en India. Y para un corredor a tiempo completo, había muchas barreras que tenía que cruzar antes de que el negocio pudiera ser rentable de una manera consistente”.

La inversión se disparó en pandemia

Hoy en día, más del 15% de las transacciones minoristas de la India se realizan a través de esta plataforma, ya que los pequeños inversores acudieron en masa a las acciones durante la pandemia. “La pandemia nos ha beneficiado, lo cual es algo extraño de decir. La gente tenía mucho más tiempo, estaba en casa y, lamentablemente, en muchos casos, estaban en una posición en la que un ingreso alternativo podría haber sido muy útil”, explica Kamath. Y, en muchos casos, la facilidad de acceso a este mercado que les proporcionaba una aplicación como Zerodha fue determinante.

En 2020, la edad promedio de un inversor que utiliza la plataforma Zerodha cayó de 32 a 30 años. Algo similar a lo que ha ocurrido en EEUU con la plataforma Robinhood, que experimentó un aumento similar de ‘millennials’ durante la pandemia. “Empezamos, en realidad, quizás cinco años antes que ellos”, señala Kamath, que considera que ese mercado en crecimiento podría allanar el camino para una futura expansión de Zerodha a Estados Unidos: “En algún momento, veríamos positivo acercarnos a ese mercado y ver si hay formas en que nuestros productos se puedan integrar con lo que está disponible en Estados Unidos”.

En cualquier caso, Zerodha no tiene planes de o recaudar más capital, a diferencia de su competidor, Robinhood. Y tampoco es que le haga falta con los fondos propios que posee. Un ejemplo es que, en octubre de 2020, los hermanos Kamath entraron en la Lista Forbes de la India con una riqueza combinada de 1.550 millones de dólares, lo que convierte a Nikhil, de 34 años, en el nuevo multimillonario más joven de la India. Especialmente porque, tras el éxito de Zerodha, ambos decidieron lanzar hace poco más de un año la empresa de gestión de activos True Beacon en un intento de “abordar las ineficiencias en el modelo de gestión de activos tradicional” y destinada a personas con un alto patrimonio o con alrededor de un millón de dólares en activos financieros. Desde ese momento, la fortuna de los hermanos Kamath no ha hecho más que crecer.

 

Fuente: lainformacion.com

Compartir