¿Te cuesta adaptarte a los cambios? Descubre la técnica de los 21 días

Por: Francisco Martins

Todo ser humano tiene la capacidad de adaptarse, esto hace parte de su sentido de supervivencia para enfrentar las adversidades y transformaciones del día a día; no obstante, a algunas personas se les dificulta más que a otras dicha capacidad, lo cual les hace creer que es más difícil de lo que se piensa.

La buena noticia es que no es más difícil, solo es cuestión de ejercitar la adaptabilidad que poseemos; es como cuando ejercitas un músculo, necesitas practicar y fortalecerte para que este se desarrolle, ¡así mismo funciona este caso particular!

Técnica de los 21 días

Esta técnica surge a partir de varios estudios científicos que determinaron la condición de adaptabilidad en los humanos, así que es muy probable que te sea bastante útil.

Adaptación en dos pasos

En primer lugar, debes buscarle un propósito a eso que quieres hacer; es decir, aprópiate y busca un estímulo que te motive, esto evitará que desistas antes de sobrepasar la barrera de los 21 días donde apenas estás adoptando el hábito.

En segundo lugar, empieza por hacerlo de modo gradual, si es posible. Solo así conseguirás acondicionarte sin sentir que es demasiado; por ejemplo, esto te puede ser útil desde que inicias una rutina para ejercitarte e incluso mientras vas aprendiendo cómo olvidar un gran amor y aceptar este nuevo cambio.

Constancia

Sé constante con eso que emprendiste; la constancia será la clave de la adaptabilidad, no dejes que el desánimo te invada ya que solo es un espejismo para que no lo logres. Nada es imposible; por suerte, tu cerebro tiene una propiedad denominada, hace poco, como plasticidad cerebral, la cual lo hace flexible y acomodable a cualquier campo.

Paciencia

Definitivamente sé paciente; la paciencia, más que una virtud, es una estrategia de conservación. A través de esta, podrás llegar a cualquier punto que quieras alcanzar o a cualquier cosa que quieras conseguir; por ejemplo, si tu interés es saber cómo conquistar a un amigo, ya sabes que una de las claves es la paciencia para poder lograrlo.

Nuestro cerebro está abierto al cambio

Tal vez al inicio te parezca un poco absurdo, pero lo cierto es que así funciona; cuando sigues estos pasos, cada vez vas marcando los surcos en tu cerebro, los cuales crean el vínculo entre aprendizaje y afectividad, haciendo que se creen nuevas redes neuronales que restructuran el cerebro y la experiencia.

Hasta aquí creo que ha sido un poco enredado, pero lo que te quiero decir es, básicamente, que todas las personas podemos lograrlo a través de estos sencillos pasos; no es un imposible y está científicamente comprobado que nuestro cerebro está abierto al cambio.

Somos seres naturalmente adaptables casi que a voluntad, así que no esperes para poner en práctica esta técnica simple y descubrir sus maravillosos beneficios.

____________________

Francisco Martins, experto en relaciones de la Academia del Amor

Compartir