Tabacalera más grande del mundo pide a los británicos que dejen de fumar

El diario británico Daily Mirror sorprendió en las calles con una publicidad de cuatro páginas pagadas por Philip Morris, que es parte de la campaña “Hold my light”, que tiene una inversión de dos millones de libras (2,2 millones de euros), en la cual desafía a los clientes a dejar el tabaco en 30 días.

¿Una tabacalera pidiendo que dejen de fumar? ​En realidad es un traspaso en la orientación del negocio: su objetivo es aumentar sus ingresos por el consumo de cigarrillos electrónicos.

No es la primera vez: a tabacalera más grande del mundo ya había pedido a la sociedad y las instituciones públicas que tomen en consideración las alternativas a los cigarrillos tradicionales.

Fue en el foro Concordia, celebrado hace semanas en Nueva York en el marco de la Asamblea General de la ONU, cuando el consejero delegado de la compañía estadounidense, André Calantzopoulos, propuso un “futuro donde los cigarrillos son eliminados” y reemplazados por productos electrónicos “sin humo”.

“No estoy diciendo que sea seguro, o la solución perfecta, pero la ciencia respalda que estas alternativas son mejores para los fumadores”, matizó el ejecutivo, quien reconoció que “la mejor elección es no comenzar nunca, para nada, a utilizar tabaco o productos con nicotina”.

No obstante, Calantzopoulos se remitió a las mil millones de personas que fuman en la actualidad, según estimaciones propias, y se declaró “comprometido” a ofrecer a ese público “productos menos dañinos” y a hacer que sus decisiones estén “mejor informadas”.

El ejecutivo de la compañía que comercializa Marlboro, entre otras marcas, destacó que los productos que permiten “vapear” no implican realizar una “combustión” y “contienen una fracción de los químicos” respecto a los cigarrillos tradicionales.

Aseguró que son una alternativa “viable y eficiente” para los fumadores, fruto de años de desarrollo y evaluación científica, y por ello pidió “escuchar” a esas personas e implementar marcos regulatorios “adecuados” para su uso.

 

Fuente: clarin.com

Compartir