Miles de aves migratorias se reúnen en Pakistán gracias al confinamiento

Las aves migratorias han acudido este año en mayor número a los humedales de la provincia de Sindh, en el sur de Pakistán, en un fenómeno que las autoridades y los observadores de aves vinculan a las medidas de confinamiento impuestas por causa del coronavirus, que han mantenido alejados a los cazadores y a los captores de aves.

Un estudio realizado este año registró 741.042 aves migratorias en la provincia de Sindh, un gran salto con respecto a las 248.105 aves contabilizadas en 2019, informó el guarda provincial del Departamento de Vida Silvestre de Sindh, Javed Ahmed Mahar.

Cada año se estudia aproximadamente el 40 por ciento de los humedales de Sindh para conocer los patrones migratorios de las aves y su número.

Las aves migratorias, entre las que se incluyen pelícanos, ánades reales, grullas y diversos tipos de limícolas, se detienen en Pakistán en su camino hacia Siberia.

El veterano fotógrafo pakistaní de fauna Ahmer Ali Rizvi sostiene que las medidas contra el coronavirus han ayudado a las aves a sentirse seguras.

“Las aves han permanecido más tiempo este año, tal vez debido a las escasas perturbaciones por parte de los humanos debido a las restricciones impuestas por todas partes”, dijo.

Mahar dijo que las autoridades de Sindh no habían registrado en la provincia ningún delito relacionado con la fauna como la captura, la caza o el comercio ilegal desde que se impusiera el confinamiento.

La caza se ha convertido en un problema en la zona, amenazando a varias especies raras, incluida la avutarda hubara.

“El comercio ilegal en los mercados nacionales ya no existe”, dijo.

En Sindh hay más de 33 santuarios de vida silvestre y un parque nacional, que alberga más de 300 especies de aves.

 

Fuente: Reuters Noticias

Compartir