Las ventajas de perdonar una infidelidad

Por: Francisco Martins

Existen muchos factores que quebrantan o destruyen una relación de pareja, siendo el engaño, la mentira y la traición las principales razones por las cuales dos personas, que una vez se amaron, deciden tomar rumbos distintos y romper el lazo sentimental que los une. Pero, ¿qué sucede cuando ambas partes sienten que pueden reconstruir la confianza perdida y solucionar los problemas con compromiso, honestidad y, por supuesto, amor?

Perdonar es un acto de valentía que liberará tu alma

Si bien es cierto que todos los casos de infidelidad son completamente diferentes y no todos contamos con la fortaleza para hacerle frente a una situación semejante, la alternativa más sana, ya sea para ponerle punto final al vínculo afectivo o para tratar de reconstruirlo, es perdonar.

Al perdonar, no solo te estás liberando de la carga del odio y del rencor, sino que entenderás el verdadero significado de los errores y sabrás que juzgar no es la solución. Recuerda que el dolor es inevitable, pero el sufrimiento es opcional; sé valiente, evalúa la relación y no tomes aceleradas sino sabias decisiones.

Tendrán la oportunidad de construir una relación “nueva” más sólida

A pesar de que el engaño y la infidelidad no son justificables y ocasionan mucho daño tanto a nivel psicológico como emocional, pueden dejar una gran lección, no solo para el infiel sino también para la víctima de la traición.

En ocasiones, estamos tan ensimismados que nos olvidamos de cuidar nuestra relación, de las muestras de cariño, de los pequeños detalles y, por tanto, ni nos enteramos de las señales del fin de una relación.

Tras una infidelidad, tú y tu ser amado tendrán la oportunidad de construir la relación de cero, empezar a trabajar en el presente con miras al futuro y olvidar el pasado. La clave está en superar los sentimientos negativos, enfocarse en recuperar la confianza y reemplazar tanto sufrimiento por momentos maravillosos y alegres donde tengan la posibilidad de redescubrirse.

¡Atrévete, busca la ayuda de un profesional, en caso de que sea necesario, mejora tu relación  y vive el amor plenamente!

Lo que no te mata, te hace más fuerte

Cada sufrimiento viene acompañado de una oleada de fuerza interna indestructible; una infidelidad no es el fin del mundo, de hecho, puede representar un nuevo comienzo. Quizá tu pareja tuvo un momento de confusión, pero a quien, realmente, ama es a ti.

Seguro esta experiencia te sacará más de una lágrima, pero te hará más fuerte y te enseñará a reaccionar, inteligentemente, en otras situaciones difíciles de la vida. ¡Lo que no te mata, te hace invencible!

Ya que conoces las ventajas de perdonar una infidelidad, no olvides que una buena relación no es aquella que nunca tiene problemas, sino la que los soluciona con el ánimo de aprender de los errores y reavivar el amor.

_________________

Francisco Martins, experto en relaciones de la Academia del Amor.

Compartir