La modernidad líquida

Por: Aida Montenegro-Loughran

Amé a mi abuela paterna incondicionalmente. Para mí las abuelas son el refugio al que recurren los niños cuando sienten que el mundo entero no los entiende. El puerto seguro cuando descubren que los padres, sus modelos perfectos, también tienen talones de Aquiles. Hoy el vídeo de la familia real española que ha dado la vuelta al mundo es la excusa para hablar de esos valores e instituciones que nuestra bien llamada “sociedad líquida” presenta bajo otra luz.

Nuestra modernidad líquida

Este término “modernidad líquida” que vislumbró Zygmunt Bauman, pensador polaco residente en Leeds, Inglaterra, se ha convertido hoy en una realidad en la escena protagonizada entre la famosa abuela, nieta y madre españolas. Haciendo evidente la metáfora de una sociedad, que como el líquido no puede mantener su forma. Una sociedad que  reacciona a los movimientos del mercado, sin un modelo de economía global. En donde la brújula de los estados sólidos como lo eran la familia, los gobiernos y los abuelos como lo vimos en el video, se han convertido en un torrente que todo lo arrastra. Todo se está haciendo cada vez más etéreo.

Mundo sólido

Lo opuesto a este estado en el que cualquier institución en que creemos tiene seguramente sus días contados es un mundo que se funda en el logro de un estado de bienestar mundial. Es decir para todos.

La esperanza es inmortal

Para lograr este cambio de paradigma, Bauman nos invita a defender la sanidad pública, la educación pública o las pensiones mientras podamos. Así como lo han hecho en las redes muchas personas cuando han visto el famoso video del que hablamos antes.

Un planeta social

Todos podemos ser parte de este cambio trabajando en organizaciones no gubernamentales. Recuperando el diálogo, el arte de conversar con otros que, aunque no compartan nuestras opiniones, nos aportan otra perspectiva. Siendo solidarios, que existan oportunidades para los menos privilegiados, igualdad para vivir una vida digna.

Educación

Educarnos en esta responsabilidad nuestra de ser parte de un planeta más justo y más solidario. Donde las abuelas, nietas y madres compartan valores sólidos.

Feliz viernes,

_____________________

@aidaline2012

 

Compartir