Crean herbicida natural semejante al glifosato, pero más ecológico

Los investigadores proponen la nueva molécula como un posible herbicida natural con la misma eficacia que el glifosato, cada vez más controvertido, comúnmente conocido como Roundup.

La impresionante nueva investigación comenzó con la identificación de una nueva molécula de azúcar que se aisló de una cianobacteria de agua dulce llamada Synechococcus elongatus. Los investigadores sabían que este organismo en particular podía inhibir significativamente el crecimiento de otras cepas bacterianas similares, sin embargo, se desconoce exactamente cómo lo hace.

Finalmente, el equipo de investigación se concentró en una molécula de azúcar previamente desconocida e inusual, a la que llamaron antimetabolito, debido a la novedosa capacidad de la molécula para interrumpir los procesos metabólicos. La molécula se llama 7-desoxi-sedoheptulosa (7dSh) y después de desarrollar un nuevo proceso para sintetizar el compuesto, se estudió ampliamente su mecanismo de acción.

Alternativa a los pesticidas sintéticos

Los expertos encontraron que 7dSh ejerce sus acciones inhibitorias al bloquear una enzima que desempeña un papel en la ruta del ácido shikímico, una ruta metabólica fundamental para el crecimiento de muchas plantas, bacterias y hongos, pero no se encuentra en humanos ni en animales. Esto significa que una interrupción dirigida a la ruta shikímica es ideal para los herbicidas utilizados para manejar las malezas en la agricultura, sin que esto afecte la salud de las personas o animales.

El glifosato (también conocido como Roundup), uno de los herbicidas comerciales más utilizados del mundo, ejerce sus renombradas acciones de eliminación de malezas al atacar esta misma ruta shikímica. En los últimos años, sin embargo, han aumentado las preocupaciones en torno a la seguridad humana del glifosato, y muchos países están empezando a regular el uso del químico.

“En contraste con el glifosato, el recién descubierto azúcar-desoxi es un producto completamente natural”, dice Klaus Brilisauer, uno de los investigadores del proyecto. “Creemos que tiene buena degradabilidad y baja ecotoxicidad. Vemos una excelente oportunidad para usarlo como un herbicida natural”, agregó.

 

Fuente: LaRed21.com

Compartir