Con la caurentena, los ciervos disfrutan de la sombra de los cerezos en flor en Japón

El Parque de Nara, situado en la ciudad de Nara en el sur de Japón, es famoso por tener más de 1.200 ciervos y cada año recibe miles de visitas de turistas de todo el país.

Este año, por el coronavirus, la imagen de la reserva de Nara cambia diariamente desde el día 7 de abril, día en que el Gobierno japonés declaró el estado de alarma. Desde ese día se redujo drásticamente la movilidad de las personas, justo cuando se producía el tiempo de floración de los cerezos.

Los curiosos que se acercaron al parque para pasear se encontraron con la idílica imagen de decenas de ciervos descansando bajo los árboles en flor.

Una escena que no suele darse debido a las aglomeraciones de gente que se acercan en estas fechas hasta el Parque de Nara para poder disfrutar de los animales y darles de comer.

 

Fuente: buenavibra.es

Compartir