Aguacate, un alimento con buen balance de ácidos grasos

¿Qué es el aguacate?

El aguacate o palta (avocado o alligator pear, en inglés) es el fruto de la Persea americana, un árbol de la familia Laureceae, nativo de Centroamérica, que suele medir hasta 18 metros. Posee hojas grandes, caducas, aunque nunca queda desprovisto de ellas, también tiene flores bisexuadas que asumen un comportamiento exclusivo de floración.

Estas pequeñas cambian de sexo, las que nacen hembras al día siguiente son machos, y viceversa. La palabra “Aguacate” proviene del náhuatl y “Palta” de los antiguos pobladores del actual norte peruano.

Según su variedad, la zona de cultivo y el estado de madurez del fruto, el aguacate está compuesto en un 75% por agua, 13,4% por lípidos, 7,5% por carbohidratos, 2,5% por fibra y 1,6% por proteínas. Estos nutrientes proporcionan 144 calorías por cada 100 gramos (g.) de pulpa.

Este fruto también proporciona vitaminas, como retinol, ácido ascórbico, tiamina, riboflavina, niacina, piridoxina y ácido fólico. Poseen muy bajo contenido de sodio y un alto contenido de potasio. Incluso la vitamina E del aguacate (un antioxidante soluble en grasa) es superior a la que se encuentra en la uva o el kiwi.

Una porción de 100 g. contiene 2,2 g. de ácidos grasos saturados, 8,9 g. de ácidos grasos monoinsaturados y 1,7 g. de ácidos grasos poliinsaturados. Por este motivo se considera que el aguacate cuenta con un buen balance de ácidos grasos omega 3, 6 y 9.

Para qué se usa

Como señalamos el aguacate posee un gran valor nutricional y en medicina tradicional (no probado de manera científica) se han usado las diferentes partes de la planta con muchas finalidades. Por ejemplo, la pulpa del fruto se ha utilizado en forma tradicional como afrodisíaco y emenagogo, la semilla pulverizada para tratar la caspa y su aceite para erupciones cutáneas, la corteza del árbol como antiparasitario, mientras que la piel de la fruta es considera antiséptica.

Las hojas se mastican para aliviar la piorrea y su jugo se considera antiséptico. También se pueden preparar decocciones para la diarrea, dolor de garganta, hemorragia, y estimular o regular la menstruación. La decocción de los brotes se utiliza para la tos. Otros fines reconocidos son: astringente, carminativo, diurético, y abortivo.

En laboratorio se ha estudiado que las hojas poseen propiedades analgésicas y antiinflamatorias. También se ha evaluado el extracto de hoja como vasodilatador y se estudió las propiedades antifúngica otorgadas por la toxina Persin.

Las semillas del aguacate contienen fenólicos, compuestos que presenta una alta actividad antioxidante y podría ser útil en el tratamiento de la diabetes, hipertensión, hipoglucemia y han demostrado un efecto hipolipidémico y reductor del colesterol, en ratas.

 

Fuente: HolaDoctor.com

Compartir